Turismo Provincia de Valladolid

Saltar al contenido

Provincia de Valladolid. Mucho que ver contigo

Planifica tu visita

Características de los contenidos a buscar
Fin ( - )
 - 
Inicio ( - )
 - 
Categorización
Flora y fauna según Delibes...

FLORA:

El ROMERO en Miguel Delibes:

Diario de un cazador

ROMEROImagen en alta resolución. Este enlace se abrirá mediante lightbox, puede haber un cambio de contextoJunto a un romero se arrancó una perdiz y no tuve valor para dejarla escapar.

Nombre científico: Rosmarinus officinalis (“la planta del acantilado que recoge rocío y se usa en la botica”)

Nombres comunes: romero, romeo, rosmarino.

El romero es una de nuestras plantas por excelencia, un matorral mediterráneo que le hombre conoce y usa desde la Antigüedad. Es de la familia de las Labiadas y en estado silvestre puede alcanzar hasta 2 metros de altura.

        Tiene hojas largas y muy estrechas, enteras, finas, de color verde oscuro en el haz y verde grisáceo, casi plateado, en el envés. Las flores son pequeñas, labiadas, de color malva suave.

        Toda la planta despide un aroma intenso y muy agradable, que hace que la planta se use tanto para el hogar como la cocina: como ambientador de armarios y percheros, en popurrí de hierbas (saquitos de olor), ambientador de estancias... En la cocina debe usarse con moderación, pues su sabor intenso enmascara el de otras hierbas. En carnes, pastas, arroces, salsas, sofritos... Es ideal para aromatizar aceite de oliva y usarlo después sobre aceitunas, pan tostado, aliño d ensaladas...

        Tiene propiedades medicinales: el aceite de romero se usa para contracturas, esguinces, dolor muscular... En infusiones, como digestivo, para afecciones hepáticas, como desinfectante y para estados de agotamiento.

        En comarcas donde el romero es abundante, las abejas producen una de las mieles más apreciadas, la miel de romero, que contiene muchas de las propiedades medicinales de la propia planta

FAUNA:

El COLORÍN en Miguel Delibes:

ColorínImagen en alta resolución. Este enlace se abrirá mediante lightbox, puede haber un cambio de contextoViejas historias de Castilla la Vieja, p. 12

(…) el hecho de ser de pueblo se me hacía una desgracia y yo no podía explicar cómo se  cazan gorriones con cepos o colorines con liga, ni que los espárragos, junto al arroyo, brotaran más recios echándoles porquería de caballos, porque mis compañeros me menospreciaban y se reían de mí


 Nombre científico: Carduelis carduelis (“el que se posa en los cardos”)

 Nombres comunes: jilguero, colorín, pintadillo, sirguero, cardelina

El jilguero es una de las aves más populares, tanto por su abundancia en el campo cercano al hombre, como por nuestra costumbre de enjaularlo y mantenerlo como ave canora.

        Su nombre de “colorín” se debe a su máscara roja de la cara, rota por un antifaz negro y rodeada por una banda blanca. Las alas tiene dos bandas, una negra y otra amarilla, muy visibles. La banda amarilla parece pequeña en reposo, pero en vuelo, recorre toda la extensión del ala.

        Es común en todo el territorio español y es una de las aves que ha acompañado al hombre en su expansión por otras tierras, colonizando las islas atlánticas, Australia y Nueva Zelanda. En España hay una población estable, sedentaria, y un gran grupo viajero, que vienen desde el norte europeo. De éstos últimos, parte se quedan aquí a pasar el invierno y otros usan la Península como paso hacia África. 

        Ambos sexos se parecen mucho en el plumaje adulto, pero los pollos tardan un año en colorear su máscara roja y en lucir la banda negra de las alas.

        El nombre Cardeulis se debe a su costumbre de posarse sobre los cardos para extraer con cuidado las semillas de la planta. Pero el cardo no es su único alimento: prácticamente cualquier semilla de planta o arbusto le atrae, tanto en campo abierto como en zonas más urbanas, parques y alamedas. Como otras especies de pequeñas granívoras, en los primeros días de pollada alimenta a su prole con una “papilla” de insectos, una dieta muy rica en proteínas.

        Su hábitat natural es el claro, con setos y arbustos, matorrales y manchas de árboles. Si cerca hay campos de cultivo, mucho mejor.  Para anidar, busca fibras de diferentes materiales para tejer el nido entre las ramas del seto. Le gusta usar fibras de colores claros. Pelos de lana de oveja, vilanos de los chopos o las centáureas... Comienza la puesta en primavera y, si el año es benigno, puede tener hasta 3 puestas a lo largo de las dos estaciones de calor.


 Situación en Castilla y León:

        Para España se calcula una población de colorines bastante indefinida: entre 1 y 3 millones de aves. En la región hay unas 100 a 500 parejas por provincia, excepto en Ávila, donde es un poco más escaso (evita las zonas de alta montaña). En León, en la parte este, en cambio, es más abundante que la media regional.

        Su caza para animal de canto junto al exceso de herbicidas y fitosanitarios de los cultivos modernos son sus principales peligros.

        No aparece citada ni en el Catálogo nacional de Especies Amenazadas (CNEA) ni en el Libro Rojo de las Aves de España (LRAE)

  • Descargar la ruta El último coto. Este enlace se abrirá en una ventana nueva.
  • Volver a la ruta El último coto

Patronato de Turismo de la Diputación Provincial de Valladolid
Palacio de Pimentel C/ Angustias, 44
47003 Valladolid - España
Tel.: +34 983 42 72 59
turismo@dip-valladolid.es

Acceso privado
Tecnología Proxia®
© Patronato de Turismo - Diputación Provincial de Valladolid