Turismo Provincia de Valladolid

Saltar al contenido

Provincia de Valladolid. Mucho que ver contigo

Planifica tu visita

Características de los contenidos a buscar
Fin ( - )
 - 
Inicio ( - )
 - 
Categorización

Canal del Duero Desde el Duero hasta Tudela, el canal atraviesa una amplia franja de campos de cultivo, bien regados gracias a sus aguas y a las de una hijuela o canal supletorio. El paisaje se abre; poco a poco nos vamos alejando del río y de la paramera, si bien aún nos acompañan por el Norte las famosas mamblas, horadadas por minas de yeso. Pasamos junto al priorato de Santa María de las Mamblas, una avanzadilla de la reconquista castellana que se sirvió del Duero como defensa natural. El canal riega la vega tudelana sin entrar Tudela, que solo se deja abrazar por el Duero. El camino a partir de aquí es amplio y andadero. Altos chopos nos van a acompañar durante todo este trayecto, y en ocasiones disfrutamos de la compañía de álamos, pinos y otras coníferas. Después de cruzar -con cuidado- bajo la carretera de Soria, atravesamos la dehesa de Fuentes. En ella advertimos, a consecuencia de explotaciones de áridos, numerosas lagunas abiertas en las que nadan patos y se posan las garzas a la espera de que caiga alguna rana o culebra despreocupadas. Una fuente quedó partida en dos al construir el canal: en la orilla derecha vemos el chorro y en la izquierda, el viejo abrevadero. Cruzada la carretera de Segovia -¡cuidado también!- abundan sobre todo los pinos. Y nos encontramos con la vieja vía de Ariza: su desuso es tal que en ella nacen coníferas, agavanzos y sardones. Más al Sur vemos el pinar de Solafuente y los Valles. Enseguida nos presentamos en Laguna de Duero, donde dejamos, a la derecha, la ermita de su patrona, la Virgen del Villar. En la misma ermita hay una fuente (sí, de agua tratada). Este es el tramo menos interesante debido a que el canal bordea la ciudad, pero tiene la gran ventaja de su proximidad. Acercarse a pasear por sus orillas es fácil y cómodo. Cruza de nuevo la carretera de Segovia, donde se abre en dos ramales. Uno será la acequia que llega hasta el término municipal de Simancas y el otro, después de abastecer de agua a Valladolid junto a la ermita de San Isidro, seguirá hasta morir cerca de Santovenia. Después de bordear los Pajarillos Altos, pareciera que desea alejarse de la ciudad, y lo consigue. De nuevo estamos en campo abierto, con abundancia de árboles variados y campos de cultivo. Emboca el valle Esgueva hacia Renedo pero acaba por cruzar -gracias a un magno sifón- este río, y se vuelve definitivamente hacia el Pisuerga, donde muere después de dar vida a estos campos cercanos a Valladolid.

Datos de la ruta

Circular: No

Desnivel (m): inapreciable

Dificultad: baja

Época ideal: cualquiera

Fuente:

Longitud: 35 km

Señalizada: No

Tipo de ruta: a pie, en bici

Coordenadas GPS
Mapa de la ruta

Dónde encontrarlo

Buscador de rutas

Criterios generales
Datos de la ruta
Longitud ( - )
 - 

Patronato de Turismo de la Diputación Provincial de Valladolid
Palacio de Pimentel C/ Angustias, 44
47003 Valladolid - España
Tel.: +34 983 42 72 59
turismo@dip-valladolid.es

Acceso privado
Tecnología Proxia®
© Patronato de Turismo - Diputación Provincial de Valladolid